Dominicana asesinada por la espalda en salón de belleza no quiso denunciar los maltratos de su esposo

El caso de la dominicana Iris Santiago, de 35 años, asesinada a puñaladas por su expareja William Rivas, de 39 años, también dominicano ha generado consternación de todo aquel que conoció a la joven madre.

Lourdes Salazar, dueña del salón de belleza ´´Tu s´tilo Salón SPA´´ ha  dicho que presentían que algo así podría pasar porque él vivía acosándola y estaba actuando como loco.

“Nosotras teníamos miedo… pensábamos que iba a pasar eso. Porque el señor estaba como loco. Porque era acosándola todo el tiempo. Eso ya no es de una persona normal”, dijo Lourdes.

Indicó que Santiago había solicitado el divorcio a Rivas y ya se había separado, sin embargo, este no quería dárselo y la asediaba, pero a pesar de eso ella nunca le puso una denuncia en su contra.

Salazar asegura que trataron de ayudar a Iris pero él tenía más fuerza.

“No pudimos hacer nada porque él tenía mucha fuerza y le daba en la espalda, la empujó. Ella se cayó al piso. Cuando nosotros quisimos ayudarla ya no pudimos, tuvimos que salir corriendo porque el hombre intentó darle a la otra señora y a mí con la navaja”.